Proveniencia
La obra fue cedida en comodato por la artista en el contexto de la exposición Lo que ha dejado Huellas, realizada en el Centro Nacional de Arte Contemporáneo desde el 10 de junio al 7 de septiembre de 2017. Ingresó al Estado en junio de 2017.

Sobre la Obra
En mi trabajo intento conectar el ámbito de lo ideal, de lo anhelado y de lo incorpóreo –expresado en la forma abstracta, muchas veces geométrica– con la dimensión vivencial y existencial de la cotidianidad, con sus accidentes y su realidad concreta. A diferencia de la abstracción que, dentro de la tradición modernista, aspiraba a lo absoluto, a una dimensión metafísica de relaciones y correspondencias puras y permanentes, el foco de mi trabajo se concentra en la imposibilidad de alcanzar tal objetivo, en rondar esa falta. Las imágenes, objetos y materiales que utilizo ya poseen, o bien adquieren en la obra, esta doble condición de contingencia e idealidad, y manifiestan la tensión que nos mantiene permanentemente atados a una y anhelando la otra. Utilizo materiales diversos, extraídos del contexto cotidiano y popular, que son transformados por una acción deliberada y conducidos a un extrañamiento en que lo familiar deviene enigmático y sorprendente. A través de medios y materialidades múltiples busco construir un lenguaje visualmente sugerente, que se abra a múltiples niveles de lecturas

Magdalena Atria