lun mar mié jue vie sáb dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20
21
22
23
24
25
26
27
28
29
30
La Cuarta Categoría 20/06/2000 - 30/07/2000 Yennyferth Becerra La tercera exposición programada del año 2000 por la Galería Gabriela Mistral correspondió a la joven artista visual, licenciada de la Universidad Católica, Yennyferth Becerra. La muestra se inauguró el 20 de junio y permaneció abierta hasta fines de julio.

Esta exposición individual respondió a una nueva apuesta de este espacio cultural, que desde 1990 a la fecha ha entregado decisivos nombres de artistas jóvenes a la escena plástica contemporánea, la mayoría de ellos integrados en ese entonces al circuito de exposiciones nacionales, internacionales, bienales y otros eventos.

EL ARTE DE LO INANIMADO

El trabajo de Yennyferth Becerra se centra en el uso del molde o patrón como herramienta para desarrollar diversas propuestas que ponen en cuestionamiento la reproductividad y el modelo en la representación pictórica. Su búsqueda artística se perfila dentro de la posibilidad de desplazamiento de la imagen de la Naturaleza Muerta desde distintos objetos y situaciones de uso doméstico al campo de la representación pictórica.

Su propuesta para la Galería Gabriela Mistral pasó por utilizar la construcción de un modelo de vivienda como soporte para la representación gráfica de una naturaleza tradicional.
En la intervención, el espectador se situó dentro de la vivienda y fue partícipe del espacio que de manera concreta ocuparían los objetos de la naturaleza muerta. Al presentar sólo el dibujo de la naturaleza muerta sobre los muros, el espectador reconstruía el modelo original de la imagen, siendo esto no sólo un modelo doméstico de uso cotidiano, sino también un modelo de estudio dentro de las artes visuales.

Como la misma artista lo señala, su trabajo está basado en la acción de repetir, de repintar la tela ya pintada, trabajar con el molde, estructura ausente del objeto. Para Yennyferth todos los objetos pasan a ser naturaleza inmóvil.

Desde esta perspectiva observa la pintura desde un uso cotidiano y a través de ellos cuestiona la forma académica de estudiar la pintura.

Como señala el crítico de arte Justo Pastor Mellado “el trabajo de Yennyferth Becerra se sitúa en el “género” del desplazamiento del dibujo. Este es un dibujo que toma prestada la presencia del “trazador” de planta. Sólo que deslocaliza su función, desde el suelo, a la muralidad”.

El título “Cuarta Categoría” corresponde a la posición que ocupa la naturaleza muerta y todos los objetos inanimados dentro del esquema establecido por el “Árbol Porfirio”. Este establece la categorización entre lo animado y lo inanimado, es una estructuración que nos lleva a los distintos género de la pintura, en lo concreto podría llegar a definirse como un modelo de estudio, una forma de aprendizaje del arte. La naturaleza muerta es el último de los géneros dentro de la representación. Primero figuran los temas que guardan relación con el ser humano; luego lo animado y en el lugar menos valorado aparece lo inanimado.

En cuanto a la ocupación del espacio, ésta abarcó las dos salas de la Galería Gabriela Mistral. En la primera, utilizó la construcción de un modelo de vivienda como soporte para la representación gráfica de una naturaleza muerta tradicional, que situaba al espectador dentro de ella, siendo de este modo partícipe del espacio que de manera correcta ocuparían los objetos de la naturaleza muerta. Al presentar sólo el dibujo de dicha naturaleza sobre los muros, el espectador reconstituía el modelo original de la imagen.

En la segunda sala se exhibió un montaje de un tríptico en donde cada parte ocupa cada uno de los muros. Una trama de 48 paños de cocina con imágenes de naturaleza muerta, colgados desde soportes plásticos huecos, a cuya derecha se colocaba el soporte en donde se guarda la trama completa. Se trataba de un mueble de madera de 12 cajones que correspondía a la cantidad de filas que contenía la trama. En otro muro iba una trama de 48 paños de cocina originales. El mueble que guardaba la trama completa de bastidores no tenía cajones, sino sólo los espacios para apilar los bastidores. Finalmente, una trama de 48 calcos usados para la operación de traslado desde el modelo original, con su respectivo soporte para guardar la trama.

Para Luisa Ulibarri, directora de la Galería Gabriela Mistral, esta muestra fue una forma de rescatar el valor académico de la enseñanza del arte, a través de todos sus géneros: la naturaleza muerta, la figura humana y paisaje. Yennyferth Becerra tomó la imitación del modelo como un método para aprehender lo real. A través de la alusión a la naturaleza, la artista cuestiona los límites que la pintura marca en representación del paisaje, relocalizando y reestructurando conceptos tradicionales de la organización plástica y de la funcionalidad del espectador. Descargar Catálogo