lun mar mié jue vie sáb dom
1
2
3
4
5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24
25
26
27
28
29
30
31
Trabajos Recientes 16/11/1999 - 31/12/1999 Antoni Muntadas LA BESTIALIDAD DE LO AUDIOVISUAL
Con la presencia del artista catalán Antoni Muntadas, la Galería Gabriela Mistral, de la División de Cultura del Ministerio de Educación, inauguró el martes 16 de noviembre su muestra “Trabajos Recientes”. La exposición –que permaneció abierta al público hasta el 31 de diciembre- incluye las obras “Portraits”, “La Siesta” y “Architektur/Räume/Gesten”, exhibidas un año antes en Buenos Aires y Montevideo y este año en Bogotá.

Muntadas, nacido en Barcelona en 1942, comenzó su actividad artística hacia finales de los 60, compartiendo los postulados del conceptualismo. A juicio de los entendidos, Mutadas “experimenta con las formas de conocimiento directo basadas en el tacto, el gusto y el olfato, para desembocar en una investigación sobre el conocimiento de la realidad tal como se da en entramado social”.

Radicado desde 1971 en Nueva York, ha alcanzado notoriedad principalmente por su labor relacionada con los medios de comunicación masiva y por su tarea docente en instituciones educativas como el MIT, la Universidad de California en San Diego, la Universidad de San Pablo y la Escuela Nacional Superior de Bellas Artes de París.
Su obra, de amplia repercusión internacional, ha sido exhibida en las más importantes muestras y museos del mundo, entre los que se cuentan Documenta, las Bienales de Venecia, San Pablo, París, Museo Guggenheim, Museo de Arte Moderno de Nueva York, el Centro de Arte Reina Sofía y el Instituto Valenciano de Arte Moderno (IVAM), entre otros.

RETRATO A LA HORA DE LA SIESTA

Sobre lo que mostró en Chile, el crítico de arte argentino Rodrigo Alonso señaló que “a través de una notable variedad de medios – video, instalación, performance, fotografía, piezas de catálogo, sonido objetos, intervenciones públicas -. Muntadas dirige su mirada hacia los constituyentes de la sociedad contemporánea, sus mitos y sus ritos, con la mirada del antropólogo que busca internarse en sus mecanismos más primordiales. Sus intervenciones, a la manera de puntuaciones en el discurso social, señalan las particulares relaciones que se establecen entre las partes de un entramado en el que jerarquías, valores y prácticas ritualizadas, pero también conscientemente construidas, determinan el contexto en que se produce la interacción entre sus miembros”.

“La Siesta” incluyó imágenes documentales tomadas de la obra del cineasta holandés Joris Ivens, que constituyeron la materia prima de un sueño poco aleatorio, en el cual un video proyecta en las paredes blancas la obra de este documentalista holandés. El sillón que acompañaba a la proyección es el receptor de los sueños que aparecen en este elemento audiovisual. Máquinas, trabajadores y movimiento urbano, pero también manifestaciones, represión y guerra, señalan los fundamentos sobre los que descansa nuestra sociedad actual, la epopeya de sus orígenes y las raíces de sus conflictos. Como oleaje insistente de un mar sacudido por la tormenta, las imágenes se abaten sobre su soñador hasta rendirlo. Soñador y universo soñado coinciden en un rincón abandonado e inmóvil donde la imagen parece dar vida a los objetos, vibrando a la manera de un alma o una conciencia.

“Portraits”, en tanto, fue el producto de las propuestas que caracterizan la obra del artista y de la temática también recurrente: el análisis del gesto político, a través del aislamiento, la descontextualización, la descomposición, el reciclaje. La serie de fotoserigrafías recorre un tropo reiterado en el paisaje de los medios, el de la declaración para la cámara. Una fragmentación selectiva que aísla la acción en el tiempo y en el espacio, sustrae la identidad de sus protagonistas para poner en evidencia los aspectos generalmente desapercibidos de sus presentaciones y de la construcción de sus imágenes públicas. La figura recurrente del micrófono complementa al hablante como una de las tantas prótesis que conforman el cuerpo político mediático.

“Architektur/Räume/Gesten” es una carpeta de diez fotocollages y una portada que interrelacionan arquitectura, lugares y gestos, con el propósito de poner en manifiesto las características y los entrelazamientos adoptados por las diversas formas de poder. Esta es una serie de obras en las cuales hay para cada una tres fotografías puesta en relación. En casa caso hay una referencia a un espacio arquitectónico (Architektur), a un espacio interior (Räume) y a un gesto (Gesten). La idea es que el espectador haga relaciones entre los gestos, los espacios y la arquitectura.

Para el teórico francés Armand Mattelart, la proeza de Muntadas consiste en “haber comprendido precozmente que los medios de comunicación no eran “medios” de contenidos intercambiables, sino que estaban creando un “medio ambiente”, un entorno vital”. Agrega que la experiencia de Muntadas es la de un artista cosmopolita, porque “sabe leer la desdicha de la mayoría de los habitantes del planeta y los nuevos modos de control social que se elaboran con motivo del impulso tecnológico”. En su opinión, al igual que Mac Luhan, “Muntadas cree que el medio es un mensaje, pero no renuncia por ello a creer que los medios de comunicación tienen también un “contenido”, constituido por géneros de narración y una multitud de procedimientos y de protocolos minuciosos y cotidianos y que es a través de ellos y muy a menudo a pesar de ellos, que carbura la ideología de la transparencia”. Descargar Catálogo